20-Dic-2007
 
INFORMACIÓN SOBRE RUBEN SILVA DIAZ Y SU SEGUNDA OPORTUNIDAD MUNDIALISTA
 
Nuevamente, Ruben Silva Diaz dejó bien en alto la bandera del boxeo uruguayo. Esta vez, el combate se desarrolló en la ciudad de Yaounde, Camerún (esta ciudad es la capital política del país).

La chance fue ofrecida el 26 de noviembre y pese a que eran menos de 20 días para ponerse a punto para un compromiso de gran relevancia, la oportunidad no se podía desperdiciar.

Los últimos días, el salteño entrenó en Buenos Aires y el lunes partió hacia París, Francia, donde se quedó un día, para el miércoles por la mañana partir hacia Yaounde, donde llegó a la noche luego de un agotador viaje de 12 horas.

Al llegar, el equipo se enteró que el pesaje sería efectivamente al otro día, pero a las 11 de la mañana. Luego de haber viajado 2 días, la ú nica posibilidad había sido entrenar en la habitación del hotel de París, de una forma limitada y con una temperatura de 0ºC. Por lo que la noche de la llegada, ''Cafetera'' debió bajar más de 2 kilos para entrar en la categoría.

El jueves a las 11 de la mañana, se desarrolló en el Hotel Hilton de la ciudad, la conferencia de prensa y pesaje, la cual contó con gran atención de los medios de prensa, personalidades destacadas del Gobierno Nacional (organizador del evento) y personajes como Roger Milla, entre otros.

El salteño marcó 66,6 kg. mientras que su rival, Hamza Issa, 66,4 kg.
Tal era la magnitud del evento, que todos los medios de prensa le prestaban especial atención desde hacía días. El día del combate, la tapa del Cameroon's Tribune mostraba la foto del pesaje de ambos boxeadores. Silva Díaz cada vez que salía a la calle, custodiado por el ejercito nacional, la gente se avalanzaba sobre él, al grito de: LE CHAMPION, pidiéndole fotos y autógrafos, o solamente saludarlo.

El festival se desarrolló en un estadio de fútbol, con capacidad para 40.000 personas, pero este fue presenciado por casi 10.000, una cantidad inmensa para un país con una casi nula actividad boxística, pero atraída por el hecho de ser la primera oportunidad en que se desarrollaba un combate por un Título del Mundo. Además, el combate fue transmitido por la cadena Sport Vision.

A las 8.15 de la noche, luego de 3 combates amateurs, atracciones especiales y 2 combates profesionales, los protagonistas de la noche estaban arriba del ring. Luego de escuchar los himnos, se dió comienzo al combate.

Los 12 rounds fueron muy intensos, con un dominio alternado, donde Silva Díaz trabajaba con gran efectividad en la corta distancia, con ganchos al cuerpo y el gancho de derecha al menton, y Hamza Issa, intentaba mantenerse alejado, punteando con su jab. En el 5º round, el camerunés acusó severamente una mano al estómago, y se dedicó a escapar y trabar todo el round, sin que Silva Díaz pudiera rematarlo. Luego, ''Cafetera'' sufrió un bajón físico producto del poco tiempo que tuvo de adaptación al clima y la diferencia horaria, y por consiguiente, poco tiempo de recuperación para un viaje tan largo.

En el tramo final, nuevamente el camerunés comenzó a rehuir a la pelea, y los rounds duraron menos de los 3 minutos habituales. Tal es asi, que el último round duró menos de 2 minutos.

Al finalizar el combate, la gente ovacionó a ambos boxeadores. El fallo fue unánime en favor de Hamza Issa, quien declaró que el uruguayo había sido un oponente muy difícil, que no esperaba tanta oposición, y que había hecho un gran combate. El ring fue invadido por periodistas y espectadores, quienes no dejaban al salteño bajar del ring, pidiéndole fotos, autógrafos, haciéndole notas, hasta que finalmente tuvo que ser retirado por personal del Ejército Nacional.

El supervisor de la WBF, felicitó a Silva Díaz por el combate y prometió considerarlo para un combate en Sudáfrica el año próximo. Así también los managers de Issa, quienes estarían interesados en montar la revancha en Calais, Francia (donde está radicado el camerunés), también en el 2008.

Tal vez, de haberse llevado a cabo el combate en Uruguay, el resultado hubiera sido otro.

Ruben Silva Díaz comprobó que debe permanecer en el Peso Welter, y apuntar hacia el 2008, ya que el corriente ha sido un año con mucha actividad internacional para él. El próximo año ya promete nuevas presentaciones internacionales pero también es deseo del boxeador presentarse en Salto, ante su público, algo que no fue posible este año debido a la falta de apoyo local.

 
FOTOS>>>